share on:
Comparte!
Los científicos analizaron la biodiversidad en ese lago en Costa Rica y su amplia variedad de capacidades bioquímicas que les permite soportar condiciones extremas.

Un grupo de científicos ha descubierto que los microbios que habitan en el lago hidrotermal del cráter del volcán Poás, que se encuentra en la provincia de Alajuela en Costa Rica, sobreviven en condiciones parecidas a las de la historia temprana de Marte, según un artículo publicado la semana pasada en la revista Frontiers in Astronomy and Space Sciences.

En 2013, los investigadores encontraron que en dicho lago volcánico en Costa Rica solo habitaba una especie microbiana que pertenece al género. ‘Acidiphilium’. Se trata de una bacteria que suele hallarse en drenajes ácidos de minas y sistemas hidrotermales, y se sabe que tienen múltiples genes adaptados a diversos entornos.

A lo largo de los años siguientes se produjeron una serie de erupciones en el volcán Poás, por lo que el equipo regresó en 2017 para ver si había habido cambios en la diversidad microbiana del lugar, así como para estudiar los procesos bioquímicos de los organismos de manera más exhaustiva.

¿Qué han descubierto?

En el reciente estudio indican que descubrieron que había un poco más de biodiversidad, pero aún dominaba la bacteria ‘Acidiphilium’.

Asimismo, señalan que las bacterias tienen una amplia variedad de capacidades bioquímicas. Qles ayudan a soportar condiciones extremas y dinámicas, incluidas vías para crear energía utilizando azufre, hierro o arsénico.

«Uno de nuestros hallazgos clave en Costa Rica es que dentro de este lago volcánico extremo detectamos solo unos pocos tipos de microorganismos. Pero una potencial multitud de formas para que sobrevivan», explicó Justin Wang, estudiante de posgrado de la Universidad de Colorado Boulder (EE.UU.) y autor principal de la investigación.

En este sentido, el especialista explica que los microorganismos utilizan esos mecanismos para sobrevivir en las orillas del lago cuando ocurren las erupciones. «Aquí es cuando sería útil tener una gama relativamente amplia de genes», agregó.

«Fue toda una sorpresa»

Asimismo, Wang señaló que no esperaban tanto de los genes encontrados dada la baja biodiversidad del lago en Costa Rica y aseguró que «fue toda una sorpresa». En todo caso, detalló que tiene sentido que así fuera cómo la vida se adapta a vivir en un lago de cráter volcánico activo.

Los investigadores consideran que su estudio proporciona un marco de cómo la vida terrestre podría haber existido en ambientes hidrotermales en Marte, aunque precisan que si hubo vida en el planeta rojo y si esta se parecía o no a los microorganismos que están estudiando, sigue siendo una gran pregunta.

«Esperamos que nuestra investigación en Costa Rica dirija la conversación para priorizar la búsqueda de signos de vida en estos entornos, por ejemplo, hay algunos buenos objetivos en el borde del cráter Jezero, que es donde se encuentra el róver Perseverance en este momento», concluyó.

“La verdad no existe, existen solo los hechos la verdad la imponen los grandes medios y el poder de tras de ellos en las sombra”

No recibo dinero de ningún gobierno ni tampoco de algún grupo económico, los artículos que ustedes leen son producto de libertad absoluta, donde trato de escribir sobre los hechos porque solo estos nos harán libres.

Si no puedes generar ningún donativo aunque sea muy pequeño, apóyame haciendo click en los avisos de la página generan algunos céntimos, pero eso también me ayuda.


Donaciones RCENI
Hector Figuera

Hector Figuera

CEO Fundador del portal RCENI Radio Centroamérica Internacional Audiovisualista Temático Antropocentrico especializado en composición.