share on:
Comparte!
Los microplásticos en el agua potable los riesgos potenciales pueden provenir de las partículas mismas, de los químicos que los componen y de microorganismos que pueden adherirse a ellas y colonizarlas.

Un exhaustivo informe publicado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) examina los potenciales riesgos para la salud humana derivados de la ingestión de los microplásticos en el agua potable. Donde siempre están presentes

Los microplásticos, pequeñas piezas de plástico que contaminan el medioambiente. Se han detectado en agua marina, aguas residuales, alimentos, aire, lluvia e incluso en el agua potable. (Embotellada y del grifo), según el informe.

Los microplásticos ingresan en el agua potable de diversas formas, siendo la principal por medio de escorrentías o aguas que rebosan de cauces artificiales y el efluente de aguas residuales. Igualmente, lo hacen a partir de desbordamientos de alcantarillas, efluentes industriales y deposición atmosférica.

El tratamiento del agua falla

El informe indica que algunos microplásticos encontrados en agua potable pueden provenir de sistemas de tratamiento y distribución de agua del grifo y del proceso de embotellamiento de agua.

El agua potable consumida por los seres humanos es tratada antes de ser distribuida, bien sea agua corriente o embotellada.  Y aunque estos tratamientos eliminan la mayor parte del microplásticos, no se logra su total eliminación, reza el texto.

Según el estudio, los riesgos potenciales asociados con los microplásticos se presentan de tres formas. A partir de las partículas mismas, de los químicos que los componen y de microorganismos que pueden adherirse y colonizarlas, conocidos como biopelículas.

El informe muestra, además, que los microplásticos de mayor tamaño (aquellos que miden más de 150 micras). No mayores que el diámetro de cabello, en los niveles actuales. No parecen representar un riesgo para la salud ya que podrían pasar directamente a través del cuerpo humano.

Sin embargo, las partículas de plástico más pequeñas podrían pasar a través de las paredes del tracto digestivo y quedarse estancadas. Si bien los investigadores de la OMS creen que es poco probable que se acumulen en cantidades nocivas para el ser humano el informe agrega que se necesita mucha más investigación para descartar cualquier tipo de daño a la salud.

El plástico nos consume

«Aunque no hay información suficiente para sacar conclusiones firmes sobre la toxicidad de las nanopartículas. Ninguna información fiable sugiere que sea una preocupación«, dice el informe. Y bueno quien puede pensar que comer plástico es saludable aquí los industriales tienen la mano metida para que no nos alarmemos

Sin embargo, los investigadores instan a la comunidad científica a estudiar más a fondo el impacto del consumo de los microplásticos. En la salud humana y hacen un llamamiento a atajar la contaminación plástica a escala mundial.

“La verdad no existe, existen sólo los hechos la verdad la imponen los grandes medios y el poder detrás de ellos en las sombra”

No recibo dinero de ningún gobierno ni tampoco de algún grupo económico, los artículos que ustedes leen son producto de libertad absoluta, donde trato de escribir sobre los hechos porque sólo estos nos harán libres


Donaciones RCENI
Hector Figuera

Hector Figuera

CEO Fundador del portal RCENI Radio Centroamérica Internacional Audiovisualista Temático Antropocentrico especializado en composición.