share on:
Comparte!
Son muchas las afirmaciones que se hacen en contra de George Soros muchos dicen que es más peligroso que una bomba atómica.  También dicen que a través de su fundación ha financiado desde las caravanas de inmigrantes centroamericanos, inclusive se escucha que es que mueve los hilos en el vaticano y ahora supuestamente maneja a Greta Thunberg

¿Pero quién es George Soros?

Soros nació en Hungría en 1930 y allí vivió durante la ocupación nazi en 1944 y 1945, cuando fueron asesinados más de 500.000 judíos húngaros.

El adolescente Soros y su familia judía lograron sobrevivir tras conseguir documentos de identidad falsos.

Pero tras la ocupación soviética del país abandonó Budapest, en 1947, para instalarse en Londres. Donde se graduó por la London School of Economics.

En 1956 emigró a Estados Unidos, entró en el mundo de las finanzas y lanzó su propio fondo de inversiones. Que se hizo famoso por sus agresivas inversiones y sus movimientos especulativos a corto plazo en los mercados financieros globales

Soros es también conocido como «el hombre que quebró al Banco de Inglaterra». Tras ganar US$1.000 millones en un solo día con un ataque contra la libra esterlina. El miércoles 16 de septiembre de 1992 (desde entonces «miércoles negro»).

Su fortuna

En la actualidad ocupa el puesto 80 en la lista de hombres más ricos del planeta de la revista Forbes. Con una fortuna valorada en US$8.300 millones tras donar US$18.000 millones a su fundación filantrópica.

Su historia de multimillonario hecho a sí mismo podría ser del agrado de la derecha conservadora.

Pero Soros es también un filántropo provocador y de ideas progresistas y pro libre mercado. Y son su agenda política y sus ideas lo que lo ha puesto en el punto de mira de la derecha. Siendo blanco de ataques y protagonista de diversas teorías de la conspiración.

Al contrario que Bill Gates, que se ha centrado en proyectos de salud pública y educación. Soros busca abiertamente el cambio político, lo que le ha granjeado críticas por interferencia en asuntos internos de los países

«Algo cambió en 2016»

Su labor filantrópica está canalizada a través de Open Society Foundations, una red que abarca buena parte del planeta y que empezó en 1979 financiando becas a estudiantes negros durante el gobierno del apartheid en Sudáfrica.

Posteriormente se centró en promover la libertad de expresión durante los últimos años del comunismo y en financiar iniciativas para favorecer la transición a la democracia.

En su país natal, Hungría, Soros creó la Universidad Central Europea. En pie desde 1991 en Budapest. La universidad amenazó con mudarse a Viena próximamente al no haber alcanzado un acuerdo con el gobierno de Viktor Orbán. El primer ministro nacionalista y conservador opuesto a las ideas liberales de Soros.

Nacionalizado estadounidense, el magnate no se ha mantenido al margen de los grandes debates sociales que dividen al país. Sino más bien al contrario, financiando a grupos que apoyan el aborto o promueven los derechos de las minorías LGBT

Por todo esto Soros nunca ha gustado en los círculos más extremistas de la derecha estadounidense. Sin embargo, según su hijo Alexander, «algo cambió en 2016».

«Antes de eso, el veneno que recibía estaba en gran parte confinado a los márgenes extremistas, entre supremacistas blancos y nacionalistas que intentaban socavar las bases de la democracia», opinó.

«Pero con la campaña presidencial de Donald Trump, las cosas empeoraron»

Soros ha sido acusado de todo tipo de cosas, entre ellas:

  • 1…de tener un plan para «islamizar» Europa
  • 2…de querer eliminar las vallas en las fronteras de Europa
  • 3…de controlar en la sombra a líderes políticos e instituciones de Estados Unidos
  • 4…de causar la crisis financiera asiática en 1997

Una campaña en la página de peticiones de la Casa Blanca pide que sea declarado «terrorista» y que se confisquen todos sus bienes por sus intentos de «desestabilizar» Estados Unidos.

La petición tiene 170.000 firmas.

Antisemitismo

Para algunos comentaristas, lo que subyace al odio a Soros es, directamente, antisemitismo.

Según Michael Barkun, profesor emérito de Ciencia Política en la Universidad estadounidense de Siracusa. Y experto en derecha radical, no es necesariamente la influencia real de Soros lo que está detrás de la «fijación» con él que tiene la extrema derecha.

Soros, en cambio, cumple varios de los «estereotipos antisemitas» más extendidos, le dice Barkun a BBC Mundo.

«Es judío, nacido en el extranjero, financiero, rico, activo políticamente, o al menos tiene una agenda política», asegura el experto.

«Sus características sirven un estereotipo muy viejo antisemita: el del banquero judío internacional», afirma Barkun.

Y, además, aunque no se esconde, «no aparece en público muy a menudo, es relativamente poco conocido, por lo que es posible para la gente proyectar en él todo tipo de atributos y agendas».

Paradójicamente, Soros ha sido acusado también de ser nazi o colaborador.

En un intercambio de mensajes en Twitter con Chelsea Clinton, hija de Bill y Hillary,. La cómica Roseanne Barr acusó falsamente a Soros de «traicionar a sus compañeros judíos para que fueran asesinados en los campos de concentración alemanes y robó su riqueza»

Un tuit posterior de Barr sobre una exasesora de Barack Obama provocó que la cadena ABC cancelara su programa.

David Neiwert, autor del libro «Alt-America. The Rise of the Radical Right in the Age of Trump» («Alt-America, el auge de la derecha radical en la era de Trump»), coincide en que el antisemitismo juega un papel importante en los ataques contra Soros y cree que estos «reflejan un ataque mayor contra las instituciones democráticas».

«Gran parte de las razones tras estas teorías [de la conspiración] es inspirar miedo, la creencia de que la gente se enfrenta a fuerzas tan poderosas que no pueden hacer nada. Esto es de lo que trata el autoritarismo», le dice a BBC Mundo.

Soros, al menos hasta el incidente de esta semana, no parecía muy preocupado por nada de esto.

«Estoy orgulloso de mis enemigos», aseguró en una entrevista a The Washington Post este año. «Cuando veo todos los enemigos que tengo por todo el mundo, debo estar haciendo algo bien».

¿Qué hay entre George Soros y Greta Thunberg?

Al mismo tiempo hubo quienes, además de poner en duda el origen bienintencionado de las actividades de la joven activista sueca, pasaron a difamarla. Un ejemplo de ello es la foto de Greta Thunberg con el polémico multimillonario George Soros.

La foto resultó ser falsa. En la imagen original la niña aparece al lado de Al Gore, excandidato a la presidencia de EEUU y famoso por sus iniciativas por la lucha contra el cambio climático. A pesar de que resultaba obvio que la imagen se había retocado, el episodio muestra la actitud de algunos con la causa de Thunberg.

 

Con información de BBC

“La verdad no existe, existen sólo los hechos la verdad la imponen los grandes medios y el poder detrás de ellos en las sombra”

No recibo dinero de ningún gobierno ni tampoco de algún grupo económico, los artículos que ustedes leen son producto de libertad absoluta, donde trato de escribir sobre los hechos porque sólo estos nos harán libres


Donaciones RCENI
Hector Figuera

Hector Figuera

CEO Fundador del portal RCENI Radio Centroamérica Internacional Audiovisualista Temático Antropocentrico especializado en composición.